El rey que no quiso saludar a Donald Trump


El presidente Donald Trump tiene un particular estilo de saludar que parece no gustarle a todo mundo.
Durante su arribo a la Casa Blanca, el rey de Jordania, Abdalá II bin Al Hussein, le dio el hombro al mandatario de EEUU cuando éste le ofreció su mano, mientras la reina Rania y la primera dama Melania Trump se saludaban efusivamente. Acto seguido, todos se dirigieron a la residencia oficial.
Es la primera vez que un mandatario le niega el saludo al presidente de los EEUU, quien no quiso chocar su mano con la canciller alemana Angela Merkel, pero provocó un incómodo momento por la “extra efusividad” con el primer ministro de Japón, Shinzo Abe. 


Comentarios